Archivo mensual abril 2020

PorEditor

El sector Construcción manteniéndose gracias a la banca

De acuerdo a los estudios económicos del sector inversión, la construcción vio un crecimiento de un 1,4% durante el 2019, lo que se traduce en casi un punto menos de lo que se previó en septiembre, según estimaciones del Banco de España. Durante el último informe suministrado por Jordi Gual Caixabank Research, este coincidió con el organismo financiero nacional, en donde se ha Iá referencia a una «ralentización controlada» del mercado inmobiliario español para este 2020. Aunque del mismo modo, el Banco de España espera para este año que el crecimiento de la inversión en el sector no se movilice del 1,6%, 2,3 puntos menos que hace unos meses.

En cuanto al sector construcción, las previsiones de crecimiento en nuestro país se han visto caídas en 0,9 puntos durante el año pasado, de acuerdo al último informe suministrado por el Banco de España, lo que deja la subida de las inversiones en el sector para este año en el 1,4%. De este modo, la inversión en construcción ha sido variable que ha sufrido el mayor recorte del crecimiento si se compara con las previsiones que fueron realizadas por el supervisor financiero durante el mes de septiembre. Tales datos sólo vienen a confirmar una ralentización dentro del sector de la construcción luego de la crecida del 6,6% que se registró durante el 2018.

En tal sentido, y de acuerdo a las cifras que fueron ofrecidas por el organismo económico, se espera que la inversión que se realice en el sector pueda verse afectada durante este año 2020, debido a una caída del crecimiento de 2,3 puntos respecto a los datos de septiembre, hasta el 1,6%. Sin embargo, también se espera que una vez llegado el 2021, la inversión se retome y está vuelva a superar la barrera del 2,8% concretamente.

En base a estas cifras, se estima que la inversión en construcción crecerá por debajo del PIB español en los dos próximos ejercicios. Mientras que el Banco de España, afirma que la economía española vivirá un crecimiento de un 1,7% durante el 2020, pero ello se dará manteniendo los niveles de crecimiento que fueron previstos durante el mes de septiembre.

Si nos Sustentados en las previsiones que fueron señaladas en el último Informe Sectorial Inmobiliario, que fue publicado por Caixabank Research, los mismos apuntaban en ese sentido. De acuerdo al documento, el mercado inmobiliario español viviría en el 2020 una “ralentización controlada”, es decir, una desaceleración que, según el informe de Caixabank, se producirá “en un contexto en el que las perspectivas de crecimiento de la economía española también se han resentido” entre otras causas, debido a las previsiones de crecimiento del PIB, el menor crecimiento mundial esperado, o la revisión de los datos históricos realizada por el INE.

En dicho documento, Caixabank sostiene que, aunque hay fuertes motivos para encontrarse en alerta, no se observa algún signo de alarma, debido a que los factores que sostienen el avance de este sector inmobiliario, como son el crecimiento sostenido del empleo o la recuperación de los salarios, continúan siendo sólidos, aunque pierden intensidad.